Qué es la inteligencia artificial: 8 ejemplos en tu vida diaria

que son ejemplos de inteligencia artificial

Es muy común decir que La inteligencia artificial (IA) es la simulación de la inteligencia humana en máquinas., dándoles la capacidad de aprender, razonar, deducir, hacer predicciones, etc.

A menudo, lo asociamos con la imagen de un robot físico y humanizado, como en las películas. Pero en la mayoría de los casos no es así, especialmente cuando está presente en nuestra vida diaria.

Por tanto, el propósito de este texto es ir más allá: explicar en detalle qué es realmente, cómo se crea y presentar algunos ejemplos.

Para ello, cubriremos los siguientes temas:

  • ¿Qué es la inteligencia artificial?
  • Cómo se crea la inteligencia artificial;
  • Tipos de inteligencia artificial;
  • Ejemplos de inteligencia artificial en tu vida diaria.

Que es la inteligencia artificial

La inteligencia artificial es una rama de estudio e investigación informática What busca formas de imitar el funcionamiento de las neuronas humanas en las máquinas y la resolución de diversos problemas basados ​​en el comportamiento humano, mediante mecanismos matemáticos y lógicos. De hecho, es un concepto.

Programación e inteligencia artificial

Cuando nos referimos a la inteligencia artificial como tecnología, no como concepto, es seguro decir que se realiza mediante algoritmos computacionales, es decir, instrucciones escritas que debe seguir la computadora para que ejecute ciertos comandos.

Pero estos algoritmos se realizan de forma diferente, de modo que las respuestas de la máquina son lo más similares posible a las respuestas del cerebro humano, es decir, menos lineal y constante.

Por ejemplo, una computadora personal ha sido programada para responder, de manera lineal y constante, a ciertos comandos, como encender y apagar presionando un botón determinado. Pero eso no lo hace inteligente, simplemente obedece órdenes predeterminadas.

Los programas realizados dentro de los parámetros de la inteligencia artificial utilizan algoritmos inteligentes, lo que permite que una máquina o herramienta sea capaz de interpretar datos y situaciones, respondiendo de manera diferente en cada caso, y aún así aprender de cada uno de ellos.

En el concepto de inteligencia artificial, a cada programa informático realizado se le denomina modelo o modelado matemático y cada uno de ellos equivale a un propósito diferente, diseñado para interpretar características de imagenaudio texto etc.

Es posible integrar estos modelos de diferentes formas, ya sea a través de matemáticas puras y simples o de formas más complejas, porque esto la integración varía según la creatividad de quienes crean la IA.

¿Toda la inteligencia artificial es un robot?

No no toda la inteligencia artificial es un robot. El robot, incluso si no tiene un cuerpo físico, como los chatbots, es un forma más compleja de IA, con la que podemos interactuar de alguna manera, ya sea hablando, escuchando o jugando. Y para eso, necesita unir más de una capacidad, y estas capacidades no necesitan integrarse por separado, ya que ya se han creado juntas.

Además de los robots, existen inteligencias artificiales que utilizan:

  • solo un modelado (o programa): en este caso, la tecnología tiene un propósito específico y solo tiene una capacidad, por ejemplo, reconocer imágenes;
  • varios modelos (o programas): en este caso, cada modelo define una capacidad diferente y se integran para trabajar juntos.

Cómo se crea la inteligencia artificial

Se crea una tecnología basada en inteligencia artificial a través de programación computacional, como ya mencionamos. Pero esto se hace dentro de parámetros distintos a la programación convencional.

Es necesario utilizar un conjunto de técnicas y recursos que utilizarán cálculos para aprender y no solo responder a comandos. El aprendizaje ocurre cuando la máquina o herramienta encuentra el cálculo que resuelve un problema. Y cada nuevo cálculo, o aprendizaje, se almacena para su uso en situaciones futuras.

Que se necesita para crearlo

Básicamente, solo necesitas tener una máquina / computadora capaz de hacer cálculos y ejecutar modelos o modelar continuamente.

Es posible hacer esto en un servidor en las instalaciones o en la nube. Pero cuanto menos recursos y menos capacidad de almacenamiento, más tiempo llevará crearlo. Y cuantos más recursos, menos tiempo.

Formas de entrenar la inteligencia artificial

El aprendizaje de una inteligencia artificial se produce de forma similar al del ser humano. Por tanto, además de aprender realizando cálculos, también aprende a través de la información y los datos que le proporcionan quienes la están formando y también a través de la interacción con los usuarios.

La forma en que se entrena depende de cómo se construya el algoritmo y puede ser de tres tipos:

Supervisado: en ese caso, la persona que esta entrenando le dice a AI cuál es la respuesta que quieres que dé. Por ejemplo, le muestra una imagen de un gato y, a través de algún código, envía el siguiente mensaje: "Quiero que digas que este es un gato".

Luego muestra la imagen de un perro y dice "Quiero que digas que esto es un perro". Lo hace con varias y varias imágenes y al mostrar una imagen de un gato que no se utilizó en el entrenamiento, la IA podrá decir que es un gato.

Semi-supervisado: en este modo, la persona que está entrenando, por ejemplo, toma algunas muestras e informa a la IA que son gatos, toma otros y les informa que son perros y toma otros y no dice nada. Y la IA, utilizando muestras de perros y gatos, hace la clasificación de aquellos que no han sido identificados por sí solos.

Sin supervisión: en ese caso, la persona dice que no responde y deja que la IA responda sola. Por ejemplo, siguiendo el ejemplo del gato, la persona muestra varias imágenes de gato y perro mezclados y la propia IA creará formas de diferenciar una cosa de la otra sin que nadie tenga que decir cuáles son gatos y cuáles perros.

Tipos de inteligencia artificial

Existen muchos tipos de inteligencia artificial con diferentes capacidades, depende del algoritmo utilizado.

Algunos son extremadamente especializados, utilizando algoritmos específicos, Como procesamiento del lenguaje natural (PLN) y visión por computadora. Pero la gran mayoría se basan en técnicas de aprendizaje profundo y automático.

Aprendizaje automático

Las inteligencias basadas en el aprendizaje automático, o aprendizaje automático, utilizan redes neuronales, sistemas informáticos con nodos interconectados que actúan como neuronas humanas.

Por ello, son capaces de modificar su comportamiento de forma autónoma, en base a su propia experiencia, resultado de la formación que mencionamos anteriormente y de la interacción con los datos y la información proporcionada por el usuario de la tecnología, el llamado análisis de navegación.

Son un poco más simples en comparación con el aprendizaje profundo, ya que procesan datos con menos velocidad, por lo que trabajan con capacidades menos especializadas.

Aprendizaje profundo

Las inteligencias basadas en el aprendizaje profundo, o aprendizaje profundo, utilizan grandes redes neuronales con varias capas de procesamiento, o capas de aprendizaje, para que puedan aprender patrones más complejos y puedan procesar una cantidad mucho mayor de datos en menos tiempo.

Por lo general, se utilizan para funciones más especializadas, como procesamiento de audio e imágenes.

8 ejemplos de inteligencia artificial en tu vida diaria

¿Ha notado que el universo de inteligencia artificial es bastante amplio y complejo, ya sabes que no toda la IA es un robot y que no todo robot tiene un cuerpo físico, como en las películas.

Hay muchas formas diferentes de inteligencia artificial y también muchas formas de crearlas y entrenarlas, con innumerables posibilidades y aplicaciones.

Y eso es precisamente lo que hace posible hoy estar presentes en nuestro día a día en diversas áreas y actividades que en ocasiones ni siquiera imaginamos, entre ellas la medicina, el entretenimiento, el comercio online, entre muchas otras.

Descubre algunos ejemplos de la aplicación de la inteligencia artificial en nuestra vida diaria:

1. Email

Hoy en día, la mayoría de los servicios de correo electrónico, como Gmail y Outlook, utilizan inteligencia artificial para identificar posibles mensajes de SPAM y evitar que llenen tu bandeja de entrada o hasta que te hagan daño de alguna manera, a través de virus o fraude.

2 Redes sociales

Una de las razones por las que las redes sociales son tan adictivas es la capacidad de personalización y esto es posible mediante el uso de inteligencia artificial.

Como está ella monitoreo todo lo que se hace durante la navegación y en tiempo real, puede hacer recomendaciones para amistades más asertivas y mostrar los anuncios más relevantes para cada persona.

Además, la inteligencia artificial también comprende la emocionalidad de los usuarios a partir de sus publicaciones y, con ello, resalta los contenidos e imágenes más relevantes y elimina las consideradas inapropiadas.

3. Servicios de transmisión

Los servicios de transmisión, como Netflix y Spotify, también son un gran éxito en el entretenimiento debido a personalización hecho por inteligencia artificial.

Esta personalización ocurre principalmente por sistemas de recomendación, que a través del análisis de navegación inteligente, son capaces de mostrar los contenidos más relevantes: podcasts, música, películas y series similares a las más vistas y escuchadas.

4. Google

Google es uno de los mayores ejemplos del uso de inteligencia artificial en la vida cotidiana. La compañía global ha estado utilizando esta tecnología durante mucho tiempo y en casi todos los productos y servicios que brinda.

Está presente en el funcionamiento de los correos electrónicos -como es el caso mencionado en el ejemplo 1-, en aplicaciones, como Google Lens, que busca reconocimiento de imágenes, Google Maps e incluso software creado por la empresa y dirigido a otros sectores, como el de la medicina.

Pero destaco aquí, Google Ads y el buscador, que es el más utilizado a nivel mundial y que, a través del aprendizaje de la inteligencia, ha evolucionado y se ha vuelto cada vez más asertivo.

Esta tecnología permite que los resultados de búsqueda aparezcan cada vez más acelerar y que la herramienta reconozca sinónimos, temas relacionados, similitud entre los sonidos de las letras, entre otras cosas.

Cuantas más personas lo utilicen, más aprende sobre la intención y el comportamiento de búsqueda, generando mejores experiencia para los usuarios.

En el caso de Google Ads, la inteligencia artificial se centra principalmente en el análisis de la navegación, utilizando esta información para recomendación anuncios personalizados y por tanto más asertivos.

5 Comercio electrónico

Os sistemas de recomendación de productos Las tecnologías basadas en inteligencia artificial también son esenciales para el éxito de la venta minorista en línea, porque ayudan experiencia de compra.

Como AI analiza toda la navegación de los usuarios, puede mostrar los productos más relevantes en vitrinas personalizadas. Con él, incluso la vitrina de lanzamiento se personaliza para cada persona con mayor rapidez y eficiencia, porque además de ser personalizada la las vitrinas son autónomas, reduciendo la necesidad de trabajo manual.

Pero, además de vitrinas, hoy la inteligencia artificial también está presente en búsqueda inteligente de comercio electrónico, facilitando la búsqueda de productos dentro de la tienda virtual.

Las ventajas de utilizar esta tecnología son las velocidad de búsqueda, y similitud fonética - que reconoce los sonidos de las palabras y muestra los productos incluso con un error tipográfico - y el búsqueda de color, a través de reconocimiento de imagen.

6. Medicina

En medicina, la inteligencia artificial también es muy utilizada, y es por eso que incluso los tratamientos médicos de hoy pueden ser mucho más personalizados al utilizar este recurso.

Un campo de la medicina que merece ser destacado por los avances a través de la IA es la oncología. El propio Google ha desarrollado un software diseñado para detectar cáncer de mama y pulmón y demostró ser mucho más eficaz que los propios médicos en el reconocimiento de la enfermedad mediante análisis radiográficos.

7. Aplicaciones de GPS

Las aplicaciones GPS, ahora tan imprescindibles en nuestra rutina, también hacen uso de la inteligencia artificial para monitorear el tráfico de manera constante y en tiempo real, mostrando la mejor ruta, dando información sobre accidentes, bombardeos policiales y mucho más.

También está presente en aplicaciones de entrega de alimentos o delivery, que cuentan con un sistema GPS interno para monitorear e informar sobre la ubicación actual del pedido.

8. Servicio al cliente

Los chatbots son un gran ejemplo de un robot sin cuerpo físico. Simulan a un ser humano en la conversación de chat y son una excelente herramienta de servicio, ya que permiten atender de forma inmediata a todos y cada uno de los usuarios, resolviéndolos o dirigiéndolos al sector responsable. Esto agiliza el proceso y optimiza el tiempo de los empleados.

¡Ufa! Realmente hay mucho que hablar sobre inteligencia artificial. Ni una vida sería capaz de hacer frente, después de todo, esta tecnología se desarrolla constantemente.

Mencionamos solo algunos ejemplos, pero hay una multitud de otras áreas y sectores que lo utilizan para obtener mejores resultados. ¿Qué tal continuar con esta odisea tecnológica y leer sobre reconocimiento de imágenes en el comercio electrónico?

Solicite una demostración de la herramienta

Compartir: